18 de diciembre de 2009

Un spa en Israel, Su especialidad es el masaje con serpientes


Los spa del mundo tienden a sofisticar cada vez más sus tratamientos, con el fin de brindar algo que sea único y que atraiga a clientes ávidos por probar las bondades de aquello que se ofrece. Un spa en Israel, sin embargo, ha ido un poco lejos. Su especialidad es el masaje con serpientes. Un poco escalofriante, ¿no?

En la Granja de Plantas Carnívoras y Spa de Ada Barak, ubicada en Talmei Elazar, al norte de Israel, podemos obtener un tratamiento “antiestrés” bastante peculiar. El masaje que libera a tu espalda de tensiones no lo brinda un terapeuta, sino que se encarga la tarea a serpientes “no venenosas y elegidas una por una”.

La idea surgió cuando la dueña de este establecimiento, Ada Barak, comenzó dando demostraciones de sus plantas carnívoras, y de cómo devoraban insectos, pequeños roedores y hasta schnitzels, unos bocados de carne de la cocina de Austria.

Entretanto, una pequeña serpiente se deslizaba entre las fauces de las plantas hambrientas, y muchos visitantes comenzaron a tomarla. Una mujer incluso afirmó que acariciar a la serpiente era muy relajante, balsámico, “como colocarse una compresa fría”.

Allí fue que surgió la idea de realizar este tratamiento tan especial, como continuación de la granja. Se utilizan serpientes de gran tamaño, que al reptar por el cuerpo producen un efecto de “amasado”, y otras pequeñas que son como una suave cosquilla. Aseguran que son excelentes para las migrañas y para los músculos doloridos. La sesión ronda los 55 euros. ¿Te atreves a tomar una?

Fuente:Time

0 comentarios:

Publicar un comentario